Información facilitada por el "Centro Europeo para el Derecho del Consumo" (Barcelona - Bruselas - Madrid) --- Para consultar la página principal: http://derechoconsumo.blogspot.com/

Temas:

Aceite (1) Aceite de oliva (1) Aditivos alimentarios (5) Adulteración (1) Agricultura (5) Agricultura ecológica (1) Alemania (2) Alergias (3) Alimentación (4) Alimentación y consumo sostenibles (1) Alimentación. Ecuador (1) Alimentos destinados a los lactantes y niños (1) Alimentos destinados al control de peso (1) Alimentos ecológicos (3) Alimentos funcionales (14) Alimentos para usos médicos especiales (1) América Latina (4) Análisis y controles (2) Apicultura (1) Argentina (1) ATCI (1) Bebidas alcohólicas (5) Bebidas energéticas (1) Bibliogafía (2) Bibliografía (17) Bienestar animal (2) Biocarburantes (1) Biotecnología (13) Brasil (1) Brexit (3) Cadena agroalementaria (2) Café (2) Cambio climático (1) Canon digital (1) Carne (2) Carne bovina (1) Carne porcina (1) Cataluña (3) Cereales (1) Chile (2) China (11) Chocolate (2) Ciudadanía de la UE (1) Coadyuvantes tecnológicos (1) Colombia (1) Comercio detallista (1) Comercio internacional (5) Comercio justo (2) Comportamiento de los consumidores (7) Comportamiento y percepción del consumidor (4) Consumidor (concepto) (1) Consumo (1) Consumo colaborativo (1) Control alimentario (1) Control de calidad (3) Control de las importaciones (3) Declaraciones relativas a la salud (4) Denominaciones de origen (1) Derecho a la alimentación (3) Derecho aimentario (3) Derecho alimentario (110) Derecho chino (1) Derecho del consumo (38) Derecho Internacional (2) Derechos humanos (1) Desperdicio de alimentos (6) Dinamarca (2) Directrices (1) Distribución (1) E-book (1) Economía Circular (3) Economía Social (1) Ecuador (1) Educomunicación (1) EE.UU (2) EE.UU. (9) EFSA (1) Enseñanza (1) Entomofagia. Unión Europea (1) Envases y embalajes (1) España (24) Estilo de vida (1) etc. (2) Ética (3) Etiquetado (36) Etiquetado nutricional (2) Exportaciones (2) FAO (2) Francia (4) Fraudes alimentarios (1) Gastronomía (2) Globalización (1) Glosario Industria Alimentaria (1) Grecia (1) HACCP (1) Higiene alimentaria (1) Indicaciones geográficas protegidas (10) Industria alimentaria (1) Información radial (1) Ingredientes (1) Innovación (1) Inocuidad alimentaria (2) Internet (2) Intolerancia al gluten (1) Investigación biomédica (2) Irradiación de alimentos (1) Italia (6) Jurisprudencia (15) Leche (2) Libre circulación de mercancías (4) Libre circulación de pacientes (1) Libros (11) Luis González Vaqué (10) Medicina Veterinaria (2) Medio ambiente (1) Mercosur (1) Mexico (1) México (1) Miel (1) Nanotecnología (2) Nanoteconología (1) Norma Mundial BRC de Seguridad alimentaria (1) Novel Foods (3) Nuevas tecnologías alimentarias (1) Nutraceuticals (1) Nutrición (12) Obesidad (1) OMC (1) OMS (1) ONU (1) Países emergentes (1) Percepción del consumidor (2) Pesca (3) Piensos (1) Política alimentaria (4) Política comercial. (1) Portugal (1) Prácticas comerciales desleales (5) Preferencias del consumidor (2) Principio de precaución (10) Probióticos (3) Productos alimenticios "sin" (1) Productos lácteos (2) Protección de datos (2) Protección del Medio ambiente (1) Publicidad (18) Publicidad comparativa (1) ReDeco (60) Religión y producción alimentaria (1) Responsabilidad (2) Salud (2) Salud y bienestar animal (1) Seguridad alimentaria (13) Seguridad alimentaria (disponibilidad de alimentos) (4) Sistema alimentario (1) Sistemas de alerta (2) Soberanía alimentaria (2) Sociología e Historia de la alimentación (1) Sostenibilidad (5) Subvenciones (2) TAIEX (1) Tratados internacionales (1) Trazabilidad (4) TTIP (1) TTIP (Asociación Transatlántica para el Comercio y la Inversión) (5) TTPI (1) Unión Europea (72) Uruguay (2) Vino (10) Visitas recibidas (2)

Sunday, October 07, 2012

ReDeco, Revista electrónica del Derecho del consumo y la alimentación, nº 28, 31-38

Jurisprudencia del TJUE:





El TJUE precisa el concepto de publicidad encubierta según la Directiva Televisión sin fronteras: la sentencia “ALTER CHANNEL”

 

Luis González Vaqué

 

 

1. Introducción
.
El legislador comunitario adoptó la Directiva 2010/13/UE[1] (en lo sucesivo, la “Directiva de servicios de comunicación audiovisual”) teniendo en cuenta que «los servicios de comunicación audiovisual son tanto servicios culturales como servicios económicos»[2] y, en este sentido, «su importancia cada vez mayor para las sociedades y la democracia —sobre todo por garantizar la libertad de la información, la diversidad de opinión y el pluralismo de los medios de comunicación—, así como para la educación y la cultura, justifica que se les apliquen normas específicas»[3].
.
La Directiva de servicios de comunicación audiovisual es la normativa que, en la actualidad, rige[4] no sólo la radiodifusión televisiva[5] (o emisión televisiva[6], es decir, «un servicio de comunicación audiovisual lineal»[7]), la comunicación comercial audiovisual[8] y la publicidad televisiva[9], sino que regula también la comunicación comercial audiovisual encubierta[10], el patrocinio[11], la televenta[12] y el emplazamiento de producto[13].
.
En este ámbito, la noción de publicidad encubierta ha sido objeto de diversas interpretaciones por parte de la doctrina[14], por lo que nos parece oportuno dedicar el presente artículo a la sentencia “ALTER CHANNEL” [15] en la que el Tribunal de Justicia de la UE[16] tuvo que pronunciarse sobre dicho concepto, en respuesta a una petición de decisión prejudicial[17] planteada, con arreglo al artículo 267 TFUE, por el Symvoulio tis Epikrateias (Grecia).
.
Ocurre, sin embargo, que la interpretación que del concepto en cuestión hizo el TJ en la sentencia “ALTER CHANNEL” puede considerarse de menor importancia[18] y que, además, el citado Tribunal se refirió fundamentalmente a la definición de publicidad encubierta que figura en el artículo 1(d) de la Directiva 89/552/CEE[19]. Cabe recordar de todos modos, que la citada Directiva 89/552/CEE fue derogada por la Directiva de servicios de comunicación audiovisual, aunque, en virtud del artículo 34(2) de ésta última, «las referencias a la Directiva derogada se entenderán hechas a la [Directiva de servicios de comunicación audiovisual] y se leerán con arreglo a la tabla de correspondencias que figura en el anexo II [de dicha Directiva de servicios de comunicación audiovisual]»[20].
.
Tomando en consideración estas circunstancias, nos ocuparemos a continuación de analizar la citada sentencia, puesto que consideramos que la orientación jurisprudencial que inspira dicho fallo puede resultar relevante a corto y medio plazo para la aplicación de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual (tal como trataremos de explicar sucintamente en la “Conclusión” de nuestro artículo).
.
.
2. La sentencia “ALTER CHANEL”
.
2.1 Litigio principal y cuestión prejudicial
.
Eleftheri tileorasi AE es una sociedad titular de un canal privado de televisión conocido con el nombre de «ALTER CHANNEL», de la que es el presidente y director gerente el Sr. Giannikos[21].
.
El 12 de noviembre de 2003, durante una emisión difundida en dicho canal de televisión, que es explotado por la propia sociedad titular, se dedicaron tres secuencias a presentar un tratamiento dental estético:
:
♦ en la primera secuencia, en la que aparecía la leyenda «le cambia la sonrisa» en la parte inferior de la imagen, la presentadora de la emisión conversaba con una dentista que, en presencia de una de sus pacientes, afirmaba que dicho tratamiento suponía una primicia mundial y que iba a mostrar sus resultados sobre la dentadura de una paciente, quien, pasadas dos horas, tendría una sonrisa natural perfecta: «a continuación, la dentista daba algunas explicaciones sobre la eficacia del método y destacaba que permitía lograr una sonrisa natural perfecta»[22] y, «en respuesta a una pregunta de la presentadora del programa, daba también algunas indicaciones acerca del coste del tratamiento en cuestión»[23] (como subrayó, el TJ «durante la emisión se mostraban fotografías de la paciente, tomadas antes del tratamiento, con el fin de que los espectadores pudieran comparar»[24]);
.
♦ en una segunda secuencia, la paciente aparecía con los incisivos superiores modificados; y
.
♦ en la tercera secuencia, la citada paciente era filmada al final del tratamiento.
.
.
La presentadora de la emisión señalaba a continuación que el tratamiento para obtener una sonrisa natural había tenido, efectivamente, una duración de dos horas. Luego, Una persona presente en el plató del programa en cuestión afirmaba que ella también quería tener una sonrisa así. La dentista le pedía entonces que le mostrase su dentadura a través de una pantalla de televisión y concertaba posteriormente una cita telefónica con ella.
.
Esta emisión de televisión dio lugar a que, mediante la resolución nº 63, de 10 de marzo de 2004, el Ethniko Symvoulio Radiotileorasis[25] impusiera una multa de 25.000 euros a Eleftheri tileorasi AE y al Sr. Giannikos, aduciendo que en dicha emisión se incluía publicidad encubierta[26]. Sin embargo, Eleftheri tileorasi AE y el Sr. Giannikos interpusieron un recurso de anulación contra dicha resolución ante el Symvoulio tis Epikrateias que decidió suspender el procedimiento y plantear al TJUE la siguiente cuestión prejudicial:
:
«¿Debe interpretarse el artículo 1, letra d), de la Directiva [89/552] en el sentido de que, en el ámbito de la publicidad encubierta, el abono de una remuneración, un pago o una contraprestación de otra naturaleza constituye un elemento conceptual indispensable del propósito publicitario?»
.
.
2.2 Fallo
.
En respuesta a dicha cuestión prejudicial, el TJ (Sala Tercera) declaró:
:
«El artículo 1, letra d), de la Directiva 89/552/CEE […], en su versión modificada por la Directiva 97/36/CE[27] […], debe interpretarse en el sentido de que la existencia de una remuneración o de un pago similar no constituye un elemento necesario para poder determinar el carácter intencional de una publicidad encubierta».
.
.
3. Comentarios
.
3.1 Sobre las diversas versiones del concepto de publicidad encubierta en la televisión
.
Estimando que, mediante su cuestión, el órgano jurisdiccional remitente preguntaba si el artículo 1(d) de la Directiva 89/552/CEE debía interpretarse en el sentido de que la existencia de una remuneración o de un pago similar constituía un elemento necesario para poder determinar el carácter intencional de una publicidad encubierta, el TJ se refirió a que:
:
● en virtud del artículo 1(d) de la Directiva 89/552/CEE, el concepto de publicidad encubierta[28] se refiere a la «presentación verbal o visual de los bienes, servicios, nombre, marca o actividades de un productor de mercancías o un prestador de servicios en programas en que tal presentación tenga, de manera intencionada por parte del organismo de radiodifusión televisiva, propósito publicitario y pueda inducir al público a error en cuanto a la naturaleza de dicha presentación»; así como,
.
● que la citada disposición señala también que «una presentación se considerará intencionada, en particular[29], si se hiciere a cambio de una remuneración o de un pago similar».
.
.
En el fundamento jurídico nº 21 de la sentencia que nos interesa, el TJ subrayó que «… la locución adverbial en particular, que aparece en las versiones española, alemana, inglesa y francesa del artículo 1, letra d), segunda frase, de la Directiva 89/552, no aparece en la versión griega de dicha disposición».
.
En este contexto, el TFUE señaló que, de todos modos, dicha locución adverbial se introdujo en la versión griega de la definición del concepto de comunicación comercial audiovisual encubierta[30], recogido en el artículo 1(j)2 de la Directiva 89/552/CEE, en su versión modificada por la Directiva 2007/65/CE[31], y se incluyó nuevamente en la versión griega de dicha definición, contenida en el artículo 1(j)2 de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual[32].
.
-
3.2 La protección de los intereses de los consumidores como telespectadores: la prohibición de la publicidad encubierta[33]
.
Tras referirse a la jurisprudencia relativa a la interpretación en caso de divergencia entre distintas versiones lingüísticas de una misma disposición[34], el TJ confirmó que una regla comunitaria debe interpretarse en función de la estructura general y de la finalidad de la normativa en que la que se integra.
.
En este sentido, el TJ subrayó:
:
- que «del vigesimoséptimo considerando de la Directiva 89/552 resulta que ésta tiene como finalidad asegurar de forma completa y adecuada la protección de los intereses de los consumidores como telespectadores[35]»[36]; y
.
- que «… dicho considerando precisa que, para lograr ese fin, es básico que la publicidad televisiva se someta a un cierto número de normas mínimas[37] y de criterios»[38].
.
.
El TJ recordó, en este contexto, que «…el artículo 10, apartado 4, de la Directiva 89/552 prohíbe la publicidad encubierta»[39] y declaró que el concepto de publicidad encubierta, definido en el artículo 1(d) de la citada Directiva 89/552/CEE, constituía, respecto al de publicidad televisiva[40], un concepto autónomo que responde a criterios específicos, y concluyó:
:
● que de dicha disposición se desprende, en particular, que la publicidad encubierta debe hacerse «de manera intencionada por parte [de un] organismo de radiodifusión televisiva [con un] propósito publicitario»[41]; y
.
● que «… el artículo 1, letra d), segunda frase, de la Directiva 89/552 establece una presunción[42] con arreglo a la cual se considera intencionada una presentación de bienes, servicios, nombre, marca o actividades de un productor de mercancías o un prestador de servicios en un programa si dicha presentación se hace a cambio de una remuneración o de un pago similar»[43].
.
.
No obstante, el TJ matizó significativamente dichas conclusiones señalando que la citada disposición no podía ser objeto de una interpretación estricta según la cual tal presentación únicamente pudiera considerarse intencionada si se hacía a cambio de una remuneración o de un pago similar[44] y añadió, a mayor abundamiento, que una interpretación estricta «… no se desprende ni del tenor literal de la presunción formulada en dicha disposición ni de la estructura general y la finalidad de la Directiva 89/552175»[45]. Siempre según el TJ, «… tal interpretación podría comprometer la protección completa y adecuada de los intereses de los telespectadores que aspira a asegurar la Directiva 89/552, en particular mediante la prohibición de la publicidad encubierta recogida en su artículo 10, apartado 4, y, además, podría privar a esta prohibición de su efecto útil, habida cuenta de la dificultad, o, incluso, de la imposibilidad en ciertos casos, de determinar si ha habido remuneración o un pago similar por una publicidad que, por lo demás, reúne todas las características […] de la publicidad encubierta[46]»[47].
.
Finalmente, el TJ aceptó que la existencia de una remuneración o de un pago similar constituye un criterio que permite determinar el propósito publicitario de un organismo de radiodifusión televisiva, pero insistió en que, «… del tenor literal del artículo 1, letra d), de la Directiva 89/552 y de la estructura general y la finalidad de ésta se desprende que no se puede excluir tal propósito a falta de tal remuneración o pago similar[48]»[49].
.
.
4. Conclusión: de la publicidad encubierta a la comunicación comercial audiovisual encubierta
 .
Como acabamos de indicar, el TJ respondió «a la cuestión planteada [por el Symvoulio tis Epikrateias] que el artículo 1, letra d), de la Directiva 89/552 debe interpretarse en el sentido de que la existencia de una remuneración o de un pago similar no constituye un elemento necesario para poder determinar el carácter intencional de una publicidad encubierta»[50].
.
Cabe preguntarse si esta orientación jurisprudencial será de utilidad (y/o aplicabilidad) para interpretar el concepto de comunicación comercial audiovisual encubierta, que se define en el artículo 1(j) de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual[51] del siguiente modo:
:
«… la presentación verbal o visual de los bienes, servicios, nombre, marca o actividades de un productor de mercancías o un prestador de servicios en programas en que tal presentación tenga, de manera intencionada por parte del prestador del servicio de comunicación, un propósito publicitario y pueda inducir al público a error en cuanto a la naturaleza de dicha presentación. Una presentación se considerará intencionada, en particular[52], si se hace a cambio de una remuneración o contraprestación similar.»
.
.
En principio, parece que la respuesta a nuestra duda ha de ser afirmativa[53], porque el TJ, en la sentencia “Alter Channel” se ha referido a dicha definición subrayando que incluso en su versión griega se encuentra la expresión “en particular”, absteniéndose de mencionar o sugerir que el legislador comunitario distinguiera las nociones de publicidad encubierta y comunicación comercial audiovisual encubierta [teniendo en cuenta, obviamente, que este último concepto es más amplio que el primero (y que seguramente lo comprende[54])][55].
.
Recordaremos, además, que, si nos atenemos al Considerando nº 90 de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual, actualmente en vigor, el legislador comunitario estimó oportuno subrayar que «la comunicación audiovisual con fines comerciales encubiertos es una práctica que prohíbe la presente Directiva, [lo que se justifica] por su efecto negativo sobre los consumidores». Se trata de una prohibición prácticamente equivalente a la que, en principio, se aplicaba a la publicidad encubierta en la Directiva 89/552/CEE[56] (artículo 10.4).
.
Y es que, como ha subrayado la doctrina, la citada Directiva de servicios de comunicación audiovisual no ha supuesto una ruptura con el ancien régime, sino que aporta mayor flexibilidad a la regulación en cuestión, incluyendo la aplicación a los nuevos formatos publicitarios, tales como las pantallas compartidas y la publicidad virtual, estableciendo reglas renovadas que tienden a poner fin a la inseguridad jurídica y a aumentar la competitividad del sector audiovisual europeo. En dicho sentido la Directiva de servicios de comunicación audiovisual moderniza las reglas y ofrece un marco jurídico que, en principio, cubre todos los servicios de medios audiovisuales, incluso los servicios a la carta[57].
.
Un tema que no abordaremos en esta ocasión, pero que puede ser de interés en un futuro, es el referente al impacto de la jurisprudencia objeto de nuestro estudio con lo dispuesto en la Directiva 2005/29/CE[58] sobre las prácticas comerciales desleales. Sin embargo, se trata de una normativa con ámbito de aplicación muy amplio, por lo que no nos parece oportuno adentrarnos en un terreno resbaladizo[59]… corriendo el riesgo de perdernos en conjeturas o hipótesis, de momento inútiles.
.
. 

Notas:
:
[1] Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo, de 10 de marzo de 2010, sobre la coordinación de determinadas disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros relativas a la prestación de servicios de comunicación audiovisual (DO nº L 95 de 15 de abril de 2010, pág. 1). Véanse, sobre la Directiva de servicios de comunicación audiovisual: Aguado Guadalupe, “Control por el país de origen, neutralidad tecnológica, flexibilidad y autorregulación: las claves de la nueva Directiva de servicios de medios audiovisuales sin fronteras”, Enlaces, nº 10, 2009 (este artículo puede encontrarse en la siguiente página de Internet, consultada el 18 de julio de 2012: http://www.cesfelipesegundo.com/revista/articulos2009/GuadalupeAguado.pdf ); Barbato, "Politiques de l'Union: La directive Services de Médias Audiovisuels (SMA): vers un renouvellement du modèle audiovisuel européen", Revue du marche commun et de l'Union Européenne, nº 514, 2008 , 53-62; García Castillejo, “El escenario de la convergencia: la regulación de los contenidos audiovisuales”, Revista Telos, nº 85, 2010, 23-34 (este artículo puede encontrarse en la siguiente página de Internet, consultada el 18 de julio de 2012: http://sociedadinformacion.fundacion.telefonica.com/seccion=1268&idioma=es_ES&id=2010110310590001&activo=6.do ); y Jongen, “La directive Services de médias audiovisuels: le nouveau cadre juridique de l’audiovisuel européen”, Anthemis, Louvain-la-Neuve, 2010, 207 págs.
.
[2] Véase el quinto Considerando de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual.
.
[3] Ibidem.
.
[4] Fernández Marilgera subraya que la Directiva de servicios de comunicación audiovisual no armoniza sino que simplemente coordina… (véase, de dicha autora: "De la televisión sin fronteras a los servicios de comunicación audiovisual sometidos al principio del país de origen", Gaceta del InDeAl, Vol. 13, n° 2, 2011, pág. 26). Cabe recordar que la Directiva 89/552/CEE (véase, más adelante, la nota 19) se limitaba a la coordinación de determinadas disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros relativas al ejercicio de actividades de radiodifusión televisiva, teniendo en cuenta que todos los obstáculos a la libre difusión dentro de la Comunidad debían ser suprimidos (véase el décimo Considerando de la Directiva 89/552/CEE) y «… que dicha supresión debe ser paralela con una coordinación de las legislaciones aplicables; que ésta debe tener por objeto facilitar el ejercicio de las actividades profesionales de que se trate y, más generalmente, la libre circulación de las informaciones y las ideas dentro de la Comunidad» [ibidem, Considerando nº 11 (la cursiva es nuestra)].
.
[5] Véase el artículo 1(e) de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual.
.
[6] Ibidem.
.
[7] Ibidem (véase también el Considerando nº 27 de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual en el que se precisa que «la radiodifusión televisiva incluye actualmente, en particular, la televisión analógica y la digital, la emisión en directo en tiempo real por Internet, la difusión web y el cuasivídeo a petición, mientras que el vídeo a petición, por ejemplo, es un servicio de comunicación audiovisual a petición».
.
[8] Véase el artículo 1(h) de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual.
.
[9] Ibidem, artículo 1(i).
.
[10] Ibidem, artículo 1(j).
.
[11] Ibidem, artículo 1(k).
.
[12] Ibidem, artículo 1(l).
.
[13] Ibidem, artículo 1(m).
.
[14] Véanse: Fernández Marilgera, obra citada en la nota 4, pág. 25; y Pérez Ruiz, “Una reconsideración como técnicas de comunicación publicitaria: Nuevas formas de publicidad en la televisión sin fronteras”, Revista Telos, nº 65, 2005, pág. 43 (este artículo puede encontrarse en la siguiente página de Internet, consultada el 18 de julio de 2012: http://sociedadinformacion.fundacion.telefonica.com/telos/articuloperspectiva.asp@idarticulo%3D3&rev%3D65.htm ).
.
[15] De 9 de junio de 2011, asunto C-52/10, pendiente de publicación (véase, sobre este fallo: Acconciaioco, “Trasmissioni televisive e pubblicità clandestine”, Giurisprudenza italiana, nº 7, 2011, pág. 1505).
.
[16] El Tratado de Lisboa introdujo modificaciones en cuanto a la organización y las competencias del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE), compuesto ahora por tres órganos jurisdiccionales: el Tribunal de Justicia, el Tribunal General y el Tribunal de la Función Pública.
.
[17] Esta petición se presentó en el marco de un litigio entre Eleftheri tileorasi AE “ALTER CHANNEL” y el Sr. Giannikos [por una parte] y el Ypourgos Typou kai Meson Mazikis Enimerosis (Ministro de prensa y medios de comunicación) y el Ethniko Symvoulio Radiotileorasis (Consejo Nacional de Radiotelevisión) [por otra], en relación con una resolución de dicho Consejo Nacional que había impuesto a Eleftheri tileorasi AE y al Sr. Giannikos una multa por infracción de las disposiciones nacionales en materia de publicidad encubierta (véase el segundo fundamento jurídico de la sentencia “ALTER CHANNEL”).
.
[18] Esta es, por lo menos, la opinión de Fernández Marilgera, que no compartimos… (véase la obra de dicha autora citada en la nota 4, pág. 23).
.
[19] Directiva del Consejo, de 3 de octubre de 1989, sobre la coordinación de determinadas disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros relativas al ejercicio de actividades de radiodifusión televisiva (DO nº L 298 de 17 de octubre de 1989, pág. 23). La última versión codificada de esta normativa comunitaria puede encontrarse en la siguiente página de Internet, consultada el 19 de julio de 2012: http://eur-lex.europa.eu/LexUriServ/LexUriServ.do?uri=CONSLEG:1989L0552:20071219:ES:PDF (véanse, sobre esta Directiva: Goldberg y Wallace, “The EEC Directive on television broadcasting”, Yearbook of European Law, 1989, 175-196; Lupinacci, “The Pursuit of Television Broadcasting Activities in the European Community: Cultural Preservation or Economic Protectionism?”, Vanderbilt Journal of Transnational Law, nº 24/01, 1991, 113-154; Pastore, “Coproduzione sponzorizzazione e publicità in rapporto alla protezione delle opere dell’ingegno”, Diritto di autore, Vol. 62, nº 1, 1991, 1-16; y Pineau, “L’Europe audiovisuelle de l’après-directive”, Documentation française, París, 1991, 63 págs.).
.
[20] Lo que ha permitido a Fernández Marilgera afirmar atinadamente que la Directiva 2010/13/UE es la sucesora de la Directiva 89/552/CEE (véase la obra de dicha autora citada en la nota 4, pág. 22). En este sentido vale la pena subrayar que, en el primer considerando de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual, se declara que la Directiva 89/552/CEE ha sido modificada en diversas ocasiones y de forma sustancial, por lo que «conviene, en aras de una mayor racionalidad y claridad, proceder a la codificación de dicha Directiva» (la cursiva es nuestra).
.
[21] Véase la nota 17.
.
[22] Véase el décimo fundamento jurídico de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[23] Ibidem.
.
[24] Véase el fundamento jurídico nº 11 de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[25] Véase la nota 17.
.
[26] En aplicación de lo previsto en el Decreto de la Presidencia 100/2000 sobre la publicidad encubierta (FEK A’ 98), que traspuso ordenamiento jurídico griego lo dispuesto al respecto en la Directiva 89/522/CEE (véase el sexto fundamento jurídico de la sentencia “ALTER CHANNEL”).
.
[27] Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo de 30 de junio de 1997 por la que se modifica la Directiva 89/552/CEE del Consejo sobre la coordinación de determinadas disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros relativas al ejercicio de actividades de radiodifusión televisiva (DO nº L 202 de 30 de julio de 1997, pág. 60).
.
[28] Vale la pena mencionar que, en la última versión consolidada de la Directiva 89/552/CEE, a la que nos hemos referido en la nota 19, ya no figura la definición de publicidad encubierta, sino la de comunicación comercial audiovisual encubierta [artículo 1(j)].
.
[29] La cursiva es nuestra.
.
[30] Véase la nota 28.
.
[31] Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de diciembre de 2007, por la que se modifica la Directiva 89/552/CEE del Consejo sobre la coordinación de determinadas disposiciones legales, reglamentarias y administrativas de los Estados miembros relativas al ejercicio de actividades de radiodifusión televisiva (DO nº L 332 de 18 de diciembre de 2007, pág. 27). Véase, sobre esta Directiva: Burri-Nenova, “The new audiovisual media services directive: television without frontiers, television without cultural diversity”, Common Market Law Review, Vol. 44, nº 6, 2007, 1689-1725.
.
[32] Véase la nota 1.
.
[33] Que no hay que confundir con el emplazamiento de producto (o “product placement”), definido en el artículo 1(m) de la Directiva de servicios de comunicación audiovisual [véase, sin embargo, la nota 1 de la ponencia “Valoración de la eficacia de las formas publicitarias no convencionales en la televisión: un estudio exploratorio” incluida en Ayala Calvo, “Conocimiento, innovación y emprendedores: camino al futuro”, Universidad de La Rioja, Logroño, 2007, pág. 2297 (ponencia que puede encontrarse en la siguiente página de Internet, consultada el 19 de julio de 2012: http://dialnet.unirioja.es/servlet/fichero_articulo?codigo=2233174&orden=75118 )]. Sobre el emplazamiento de producto existe una abundante bibliografía en la que destacan inter alia las siguientes obras: Bensi y Nelli, “Il product placement nelle strategie di convergenza della marca nel settore dell’intrattenimento”, Vita e Pensiero, Milán, 2007, 404 págs.; Bouton y Yustas, “Product placement (emplazamiento del producto): la publicidad eficaz” Ediciones Pirámide, Madrid, 2012, 118 págs.; Campos Freire, “La nueva directiva europea sobre televisión remueve el panorama de la televisión”, Icono14, Vol. 5, nº 1, 2007, 7-9; Lehu, “Branded Entertainment”, Kogan Page, Londres, 266 págs.; y Mastroianni, “Les communications comerciales dans la directive 2007/65/CE” en Jongen, obra citada en la nota 1, 66-68.
.
[34] Véanse los siguientes fundamentos jurídicos: nº 3 de la sentencia de “Stauder/Ulm” de 12 de noviembre de 1969, asunto 26/69, RJTJ pág. 419; nº 15 de la sentencia “Moksel” de 7 de julio de 1988, asunto 55/87, RJTJ pág. 3845; nº 36 de la sentencia “EMU Tabac y otros” de 2 de abril de 1998, asunto C-296/95, RJTJ pág. I-1605; y nº 13 de la sentencia “Profisa” de 19 de abril de 2007, asunto C-63/06, pág. I-3239 (véanse también, sobre este tema: Viala, “Desordre normatif et pluralite linguistique europeenne”, Revue du droit public et de la science politique en France et a l'etranger, nº 1, 2006, 139-152; y Schilling, “Beyond multilingualism: on different approaches to the handling of diverging language versions of a Community law”, European Law Journal, Vol. 16, nº 1, 2010, 47-66).
.
[35] La cursiva es nuestra.
.
[36] Véase el fundamento jurídico nº 25 de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[37] La cursiva es nuestra.
.
[38] Véase el fundamento jurídico nº 26 de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[39] Ibidem, fundamento jurídico nº 27.
.
[40] Que se define en el artículo 1(c) de la Directiva 89/552/CEE del siguiente tenor «forma de mensaje televisado a cambio de una remuneración o de un pago similar o bien para fines de autopromoción por una empresa pública o privada en relación con una actividad comercial, industrial, artesanal o profesión liberal tendente a promover, a cambio de una remuneración, el suministro de bienes o la prestación de servicios, incluidos los bienes inmuebles, los derechos y las obligaciones» (la cursiva es nuestra).
.
[41] Véase el fundamento jurídico nº 29 de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[42] La cursiva es nuestra.
.
[43] Véase el fundamento jurídico nº 29 de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[44] Ibidem, fundamento jurídico nº 31.
.
[45] Ibidem, fundamento jurídico nº 32.
.
[46] La cursiva es nuestra.
.
[47] Véase el fundamento jurídico nº 33 de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[48] La cursiva es nuestra.
.
[49] Véase el fundamento jurídico nº 34 de la sentencia “ALTER CHANNEL”.
.
[50] Ibidem, fundamento jurídico nº 37.
.
[51] Véase la nota 1.
.
[52] La cursiva es nuestra.
.
[53] Véase Fernández Marilgera, obra citada en la nota 4, pág. 28.
.
[54] Ibidem.
.
   [55] Sin olvidar que, como ya hemos recordado, en la última versión consolidada de la Directiva 89/552/CEE, a la que nos hemos referido en la nota 19, ya no figura la definición de publicidad encubierta, sino la de comunicación comercial audiovisual encubierta (véase la nota 28).
.
[56] Véase Fernández Marilgera, obra citada en la nota 4, pág. 27.
.
[57] Véase: Aguado Guadalupe, obra citada en la nota 1, 5-6.
.
[58] Directiva del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de mayo de 2005, relativa a las prácticas comerciales desleales de las empresas en sus relaciones con los consumidores en el mercado interior, que modifica la Directiva 84/450/CEE del Consejo, las Directivas 97/7/CE, 98/27/CE y 2002/65/CE del Parlamento Europeo y del Consejo y el Reglamento (CE) n° 2006/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo (DO n° L 149 de 11 de junio de 2005, pág. 22). Véase una lista de la referencia bibliográfica relativa a la Directiva sobre las prácticas comerciales desleales en la siguiente página de Internet, consultada el 21 de julio de 2012: http://ceeudeco3.blogspot.com.es/2012/07/ue-practicas-comerciales-desleales.html (véase también la siguiente página de Internet, consultada el 20 de julio de 2012: http://www.isitfair.eu/index_es.html ).
.
[59] Sic en Fernández Marilgera, obra citada en la nota 4, pág. 29 [vale la pena recordar (como hace Fernández Marilgera, ibidem) que la Directiva de servicios de comunicación audiovisual debería considerarse Lex specialis (véase, en este sentido el Considerando nº 6 de la Directiva 2005/29/CE, que indica que dicha normativa sobre las prácticas comerciales desleales «no afecta tampoco a las prácticas publicitarias y de comercialización aceptadas, como la publicidad indirecta (product placement) legítima, la diferenciación de marcas o la oferta de incentivos que pueden afectar legítimamente a la percepción que tienen los consumidores de los productos e influir en su comportamiento, pero sin mermar su capacidad de tomar una decisión con el debido conocimiento de causa»).

 
© Luis Gonzalez Vaqué 2012
w
w
w
w